domingo, 10 de octubre de 2010

Ghostgirl "El regreso"


¿ALGUNA VEZ TE HAS SENTIDO INVISIBLE?

"Dicen que la comedia es una tragedia que le sucede a otro..."

Pero que en el Más Allá uno todavía tenga que hacer prácticas, a Charlotte no le hace ninguna gracia. Y menos si consisten en coger el teléfono en un centro de ayuda para adolescentes problemáticos.

Hasta que un día recibe la llamada de su amiga Scarlet: una pedicura terriblemente torpe ha dejado a Petula, su hermana pija, en coma.

Y además, Damen, el novio de Scarlet, parece que vuelve a sentir algo por Petula, aunque ésta esté inconsciente...

Tal vez Charlotte sea la única persona que pueda solucionarlo... aun a riesgo de precipitar un fatídico final para todos.

viernes, 17 de septiembre de 2010

Silencio


Volvemos a la historia de un principio, cayendo en un abismo que aunque profundo irradia luz. Es hora de volver al mundo real y ver que no todo esta hecho de ti, es hora de abrir los ojos y darse cuenta que eres lo unico que me importa de verdad.

Mil pensamientos simultaneos pasan por mi cabeza, mil posibilidades con mil finales distintos; y asi se me pasan los minutos y las horas mientras pienso en aquel dia en que toque tu piel y bese tus labios. Ahora parece tan lejano y de pronto podria ser realidad.

Cada célula en mi cuerpo grita desesperada por liberarse de esta situación de la que ahora soy presa, cada particula del aire que respiro me inunda de ti una y otra vez, sabiendo que el mismo cielo nos cubre a ambos desde que comenzamos a existir.

Cada día es una nueva aventura a tu lado, cada día son mil sonrisas que dedicarte, cada día ha dejado de ser una agonía, cada día solo pienso en ti.

Si fuera tan facil dejar de callar estas palabras, si fuera tan facil dejar de lado a este silencio del que soy presa, si fuera tan facil gritar a los cuatro vientos lo mucho que te quiero, si fuera tan facil confesarte que se lo que sientes por mi... si tan solo fuera tan facil...

jueves, 19 de agosto de 2010

Shine On
















SHINE ON- JET

Please don't cry
you know i'm leaving here tonight
before I go I want you to know
that there always be a light.

And if the moon had to runaway
and all the stars didn't wanna play
don't waste the sun on a rainy day
the wind will soon blow it all away, yeeeeah

So many times I planned
to be much more that who I am
And if I let you down
I will follow you round until you understand

That if the moon had to runaway
and all the stars didn't wanna play
don't waste the sun on a rainy day
the wind will soon blow it all away, yeeeeah, oh yeaaaah

When the days all feel the same
don't feel the cold or wind or rain
everuthing will be okay
we will meet again one day
and I will shine on for everyone

So please don't cry
although I leave you here this night
where I go, how far, I don't know
but I eill always be your light

That if the moon had to runaway
and all the stars didn't wanna play
don't waste the sun on a rainy day
the wind will soon blow it all away, yeah!! oh yeah!!

When the days all seem the same
don't feel the cold or wind or rain
everything will be okay
we will meet again one day
I will shine on for everyone
shine in, for everyone
When the stars all look the same
don't feel the cold or wind or rain
everything will be okay
we will meet again ine day
I will shine on, for everyone
shine on, for everyone. =D

Words words words

Andaba rondando por Youtube y encontre a esta chica... su nombre es Amy Walker y es actriz, cantante, etc... asi que me gustaría compartir con ustedes uno de sus videos :)

Espero que les guste!! ^^ Es una canción escrita por ella :)

domingo, 8 de agosto de 2010

Apocalipsis Z


¿Qué sucedería si un día al levantarse descubrieses que la civilización se esta cayendo en pedazos?

Eso es lo que le sucede al protagonista de Apocalipsis Z, un joven abogado que lleva una vida tranquila y rutinaria en una pequeña ciudad española, hasta que un oscuro incidente médico tiene lugar en un remoto país.

Paulatinamente lo que tan solo era una pequeña noticia breve en los periódicos se transforma en una epidemia de proporciones devastadoras, que devorando país tras país, amenaza con aniquilar a toda la humanidad.

España no será una excepción, y el pánico comienza a cundir...

Negro


Negro es una historia increíble del mal y la salvación, traición y amor, persecución y muerte y la amenaza terrorista como nunca antes ha conocido la raza humana. Se ha desatado un mal viruliento sobre la gente de la tierra, una fuerza imparable que se ha propuesto destruir todo lo que es bueno. Solo Thomas Hunter puede detenerlo y él ha sido asesinado. Dos veces.

viernes, 30 de julio de 2010

El amor...


Aqui me encuentro
cantando al viento
improvisando me alegro
y entonces os cuento.

Os cuento que hay alguien
que atesora momentos
que solo hay alguien
que desea teneros.

Que cada segundo ve por nosotros
que no importaría arriesgarlo todo
que solo sonríe si nosotros lo hacemos
que nos ama tan solo de ese modo.

De ese modo que arranca suspiros
caminante sin rumbo, perdido;
guiando el latido no os deja rendiros
ante las flaquezas del errante camino.

Aquel alguien que todos deseamos
en el aura se entrega
sin siquiera avisarnos
"alguien" que solo a ti llega.

En primavera, con aves y cantos
en verano, con dorados rayos
en otoño, con ocres campos
y en invierno con sus cálidos brazos

Así es el amor de aquel que os ama
aquel que os desea más que a nada
aquel que os mira y no cambia
vuestros caprichos de princesa mimada

Pedimos caricias y besos
pedimos palabras y hermosos momentos
tan solo ese alguien puede tenernos
pues solo a uno pertenecemos

Almas gemelas
alegres encuentros
vidas paralelas
destinos perfectos

Así es como fluye,
así es como siento,
así es como canto,
así es como veo.

Ni riquezas, ni males,
ni distancias, ni miedos,
ni situaciones reales
ni malos entendimientos.

Así es el amor,
así de sincero,
así de sencillo,
así es que lo tengo.

P.D. Te amo


Hay personas que esperan toda la vida para encontrar a su alma gemela, pero este no es el caso de Holly y Gerry. Novios desde el instituto, se sentían como si siempre hubiesen estado juntos. Podían acabar las frases del otro, e incluso cuando discutían-como sobre quién debía salir de la cama para apagar la luz cada noche- lo hacían riendo. Holly no sabía qué sería de ella sin Gerry. Nadie lo sabía. Y así fue como comenzó "la Lista"... como una broma. En previsión de que pudiera sucederle algo malo, Gerry dejaría a Holly una lista de cosas que hacer para salir adelante día tras día.

De pronto, la joven pareja se enfrenta a lo inimaginable: Gerry contrae una enfermedad fatal y fallece. Tres meses después de su muerte, Holly sale de su casa para recoger un misterioso paquete que ha recibido su madre para ella. Cuando lo abre se encuentra con que Gerry ha cumplido su palabra. Le ha dejado "la Lista", una serie de cartas con instrucciones para cada mes. Todas van firmadas con "Posdata: Te amo".

Rodeada de amigas de lengua afilada y con una familia que la ama y la sobreprotege hasta volverla loca, Holly Kennedy es una heroína de nuestro tiempo: titubeam trastabilla, llora y bromea mientras se abre camino hacia la independencia, hacia una nueva vida de aventura, satisfacción profesional, amor y amistad.

jueves, 17 de junio de 2010

Ahora...


Puede ser tan dificil mostrar el lado oculto de mi debilidad, tan recondito, tan salvaje que la vida misma me lo arrebata cuan carnada nocturna.

Tan perfecto, tan radiante aparece tu rostro ante mis ojos y nivela las emociones corporales de mi ser... tan pleno, tan sencillo, tan voluble, invisible. Y miro tu foto, apagada... tu rostro ilumina toda la estancia, pero estás al lado de ella, con tierno afecto e indecidia...

Tan facil fue amarte y cuan dificil será olvidarte... tan inutiles mis esfuerzos por convencerte de lo que veo... de lo que siento... Eres mi todo y mi nada y ahora te alejas sigiloso, con un rastro de tristeza inconfundible. Pero... si ambos sabemos lo que realmente quieres, si ambos sabemos a quién realmente amas ¿por qué buscar en otros horizontes en vez de luchar por aquella persona a quién más amas, a quién más deseas... a quien quieres tener a tu lado, darle un beso, un abrazo, susurrarle un "te amo"?

¿Dificil desición? Y yo pensando que no lo sería... "Pobre ilusa, pobre" susurran las luces que me opacan, "Pobrecilla, le han cortado sus angelicales alas, pobre" me dicen al oido los rayos de la luna "Pobrecilla, pobre" cantan los duendecillos divertidos, entre carcajadas, risueños.

Tanto tiempo... tanta fe... tantos sueños embarrados en un trozo de papel... tantas lagrimas por las que mis ilusiones se fugan cuan estrellas fugaces, rápidas y eternes, dolorosas, dejando huella.

Lo único que se es que las promesas que te hice aun estan por cumplirse, que eres lo más perfecto y maravilloso de este mundo y que a pesar de lo que estoy sufriendo... yo... YO TE SIGO AMANDO.

jueves, 10 de junio de 2010

Fuego


¡Por fin llegó a México la novela de Kristin Cashore!

"Treinta años antes de que Graceling salvara su reino...

Al otro lado de las montañas al este de los Siete Reinos, en una tierra rocosa y asediada por la guerra que se llama Dells, Fuego tiene 17 años y es la última monstruo del reino con forma humana. Es preciosa en cuerpo y mente, tiene una cabellera de color rojo brillante que ondea en el viento como una llama y comparte el poder de leer la mente y ejercer su influencia silenciosa sobre los humanos con sus congéneres, pero hay algo que la distingue de ellos: sabe distinguir entre el bien y el mal. Cuando la conspiración estalla para derrocar al rey, Fuego deberá elegir entre la fidelidad a los suyos y el amor por un príncipe cuyos pensamientos no puede vislumbrar."

Aqui les dejo el video ^^
http://www.youtube.com/watch?v=IEiijD-tV5M&NR=1

sábado, 15 de mayo de 2010

Recuerdos de la Luna

Mira la luna resplandecer sin temor,
mira las estrellas titilando en el infinito,
mira mis ojos que te dirigen mi amor,
mira mis pensamientos y adivina que me derrito.

Cada palabra dicha, cada frase hecha, cada momento a tu lado...
son solo excusas,
excusas para ver la vida con esa mirada inocente,
para ver la vida solo a tu lado,
para ver la vida solo por ti.

Esta noche miraba la luna,
sola en mi habitación,
pensando en ti
hable con ella, y me dio la pista
me dio respuesta
me dio la esperanza.

Me dijo que tu hablabas con ella también
me ha contado que siempre me amaste
me ha dicho que siempre seré tuya
ma ha dicho que siempre me recordaras
ella me a contado que me amas, más que a ella
ella esta celosa de mi.

La luna, hermosa y paciente
testiga de mil historias, de mil llantos
dulce consejera
madre consoladora...
Ella que extiende sus rayos como pañuelo
y limpia tus lágrimas de cristal que humedecen tu alma.

Hoy ella me ha dicho que me ha descubierto
me ha contado que todos los saben
que yo te amo más que nada en este mundo
me ha dicho que te amare eternamente
me ha contado que eres mi destino
me ha tomado la mano y me ha contado,
contado que ni siquiera la distancia podrá con nuestro amor,
contado que ni siquiera el huracán más fuerte lo derribará
contado... que yo te amo de verdad.

miércoles, 12 de mayo de 2010

Ernesto "Che" Guevara


Idealista y combativo, Ernesto "Che" Guevara es un icono de la lucha de los oprimidos. Desde joven comprendió que las solución de los problemas sociales estaba en el trabajo y la lucha (inclusive armada), por el bien de los pueblos explotados a causa de la ambición de quienes tenían en sus manos el destino de sus hijos.

Escribió: "He nacido en Argentina; no es un secreto para nadie. Soy cubano y también soy argentino [...]de cualquier país de Latinoamérica, [...] estaría dispuesto a entregar mi vida por la liberación de cualquiera de los países de Latinoamérica, sin pedirle nada a nadie, sin exigir nada, sin explotar a nadie".

Y el Che cumplió. Combatió junto a los revolucionarios cubanos que enfrentaron al dictador Batista, que tenía convertida a Cuba en una sucursal de los intereses estadounidenses; luego fue la voz de la revolución que comenzó a extenderse por el resto de Sudamérica, hasta ser capturado cuando combatía en las montañas de Bolivia, convirtiéndose con ello en el símbolo de la eterna lucha que a diario se vive en todos los campos, donde la injusticia mantiene al hombre encadenado.

lunes, 26 de abril de 2010

Inspiración...

Miro la hoja de papel en blanco y comienzo a imaginar historias de fantasía, fantasías que a tu lado serían realidad, cada vez que pasas por mi mente, ideas nuevas se vuelven viejas, eres la moda de mi mundo, de mis pensamientos.

Parece imposible el que tú logres todo esto, con tus sonrisas, tus miradas y tus palabras. Es imposible discernir entre el bien y el mal, es imposible mirar a otras personas, tu captas mi atención y nada más puede hacerlo si tu estas presente.

Animas mis ideas, vuelves mis palabras las mejores, conviertes mis miradas en fuego y me haces pensar en ti en cada momento, bajo el sol, bajo la lluvia, en los mejores y peores momentos... Haces que todo el mundo se voltee al escucharte, haces que mi mundo se ilumine, haces de ti mi mundo, mi tesoro.

Y difícil es decir todas estas palabras, difícil me resulta hablar, escribir, sin nombrarte, sin pensarte. Eres mi fuente de inspiración, mi pista a seguir, mi meta a alcanzar. Comienzo a creer que eres mi totalidad, que tu corazón es mi hogar y que tus brazos, en algún momento, serán mi refugio.

Sueño con aquel día en el que pueda sentirte, en el que pueda tocar tu rostro y decirte mirándote a los ojos, todo lo que siento por ti, sueño con poder sonreírte y convertirme en tu universo... Aunque posiblemente, ya sea así. Todos mis sueños aún sin cumplir, aún en pie... tan perfectos, tan tuyos.

Sonríes a un cristal sin vida y transmites la felicidad misma, me haces sonreír al ver tu inmaculado rostro, más parecido a una obra de arte, esculpida por ángeles que a una simple cara mortal; significas la eternidad misma para mi corazón y para mi vida.

Palabras que se van con el tiempo, recuerdos que se graban en el corazón. Y puedo gritar a los mil vientos lo mucho que te amo, y puedo caminar con la ilusión de volverte a hablar, y puedo luchar por algo, por alguien, por nuestro sueño; me hago a la idea que puede no ser para siempre, pero estoy consciente de que haz marcado mi vida, mis momentos, mi mente...

Hay algo en ti que te hace inolvidable, hay algo en mi que me permite sentir esto a pesar de los obstáculos, hay algo que nos dicta el destino, hay algo que nos marca y nos enriquece, hay algo llamado AMOR y es tan poderoso y grande que nada puede vencerlo. Al menos, no a nosotros.

Y ahora paso la pluma por el papel, con la mejor de las sonrisas en el rostro y reflejo en mis historias nuestras fantasías, y busco la escapatoria a todos nuestras preocupaciones, y siento y respiro todo esto, y mejoro paciente cada signo... solo por ti, solo para ti... porque solo tú... eres mi fuente de inspiración.

viernes, 23 de abril de 2010

He de amarte siempre

Te escribiré cartas de amor mientras exista un lápiz y las palabras que deseas leer; escribiré porque este amor que sentimos nos engrandece, nos hace soñar que se puede vivir con la esperanza de un encuentro, de que un día nuestras manos se rocen, donde haya o exista la palabra amor te escribiré como nunca nadie ha escrito con tanto cariño y esperanza como yo.

Allí dondequiera que estés, siempre estoy contigo, despierta y soñando te llenaré de palabras de amor y caricias... porque estas lineas que te envío están tan llenas de fe y sentimientos que nunca dejo de decirlo o escribirlo. Buscaré entre todas las palabras del diccionario tratando de buscar nueva palabras para escribirte o decirte; pero pienso mi amor, que todas las palabras las tenemos agotadas en nuestras cartas, y además no puede existir palabras más lindas que decir -te amo- así sin más, porque es lo que debes entender: Que cada día es un amor nuevo, es un "Te extraño" nuevo. Sólo tú haces renacer estas letras y estas ansias de decirte todos los días lo que eres para mí.

Estás en todas mis cosas, en mis risas, en mis penas, en mis paredes que sólo tienen tu nombre, en el infinito de tus ojos donde con sólo cerrar mis ojos puedo adentrarme en ti y susurrarte que eres mío, que siempre lo serás, que puede el tiempo pasar mas nuestro amor siempre permanecerá así: tan nuevo como en los comienzos de nuestro primer encuentro de este andar por el espacio ciber. No buscaré frases de poetas famosos, porque estas letras son tuyas y no necesitan reconocimientos más que en tu corazón. Y cuando me dices: "Te quiero" ¿Qué más podría yo pedir?

¡Tú, mi amor, lo eres todo para mí!

Siempre te amaré, no sólo ayer, sino que mañana también y lo haré por toda la eternidad que nos toque vivir, así como te dije que esperaría, así también te amaré. Con promesas que van mas allá de cualquier olvido, porque esa palabra no existe para nosotros. Amor, déjame quedarme aun en la distancia junto a ti, abrazarte como si aquí estuvieses, como si me besaras y este amor nos consumiera cada instante que nos soñamos tú y yo..

Quédate aquí amor mío, déjame en tu presencia, háblame con palabras de amor, esas que sólo sabes decir tú, déjame que te lea mis cartas y quédate dormido en mí.

Porque sólo así sé amarte, sólo así sé soñarte con mis palabras cursis, con mi amor que renace cada día. Recuerda que buscando el amor te encontré a ti, por eso sé que nací para estar contigo hoy y siempre. Nunca te vayas de mi lado...

Siempre tuya, siempre mio, siempre nuestro

Tu amor ^^

sábado, 17 de abril de 2010

Guía y Diccionario de las hadas y otros seres fantásticos



Éste es el primero de dos volúmenes que contiene información completa para orientar a las personas que desean saber más sobre las hadas y otras criaturas fantásticas; reconocer su personalidad, cómo y dónde encontrarlas, protegerse de ellas y saber la verdad sobre sus peligros.

Este es el segundo volumen de una obra que brinda pautas para conocer el misterio, origen y existencia de las hadas y los seres elementales. El lector podrá conocer en este libro a la mayoría de las formas mágicas que se describen en la mitología y los cultos paganos alrededor del mundo: fantasmas, elementos puros, ángeles, gigantes y ogros, vampiros, hombres lobo, bestias mitológicas, monstruos, dragones y las hadas madrinas.

Solo tú


Hermosa sonrisa y largos minutos
Largas las horas de este mundo
Miro y sonrío con sueños hondos
Y solo respiro, perdiendo el rumbo

La vida prosigue y yo me centro
Varada a la orilla de un río secreto
Esperando sola aquel momento
Que dicte el tiempo del encuentro

Mas sin embargo te miro y muero
Temo y siento que no te tengo
Abrazada al destino con cruel anhelo
Y rechazo la idea de lo que siento

Panorama tardío
Cruel abatimiento
Sueño vacío
Terrible momento

Y solo tu sabes aquel sentimiento
Y lloras, lamentas palabras al viento
Recuerdas momentos de abatimiento
Y dejas llevarte por el momento

Y solo tú sabes lo que siento
Solo tú sabes lo que planeo
solo tu eres mi sentimiento
y solo queda el poder de un deseo.

jueves, 8 de abril de 2010

Invisible


"En 1967, Adam Walker es un joven poeta ávido de vida y literatura, con mucho más futuro que pasado. Estudia en la Universidad de Columbia, se opone a la guerra de Vietnam, y además -esto lo dicen quienes lo conocen, porque él no parece darse cuenta- es guapísimo. Y una noche, en una fiesta de estudiantes, conoce a una pareja de franceses muy sofisticados, muy seductores. Lo primero que le llama la atención a Adam es el nombre de él, Rudolf Born, como en Bertrand de Born, el poeta provenzal que en uno de los cantos de Dante lleva su propia cabeza cortada en las manos. Y tras varios días de ambigua seducción en los que la pareja va tejiendo su invisible tela de araña en torno al hermoso e inocente americano, Rudolf Born, que está en Columbia como profesor invitado en la School of International Affairs, le ofrece a Adam la dirección de una revista literaria que él financiará.
Adam ya ha comenzado a sospechar que el profesor francés es un hombre de muchas caras, que puede ser peligroso, y que no debería fiarse de él, pero no puede resistirse a su oferta. Y tampoco resistirá días después, cuando Rudolf se marche repentinamente a París, los silenciosos cantos de sirena de la insinuante Margot... Pero, en estos juegos peligrosos, ¿quién es la presa y quién el cazador?"
"En esta novela policíaca erótica y agudamente filosófica, Auster seduce y conduce con mano maestra a los lectores desde Nueva York a París y desde California a una remota isla en el Caribe, mientras contrasta los placeres sutiles de la mente con la vorágine de los cuerpos, y ahonda en las repercusiones de la culpa, en el incontrolable poder del deseo y las insidiosas consecuencias del narcicismo y el libertinaje. Con unos personajes fascinantes, una estructura en espiral, y un final digno de Conrad y El corazón de las tinieblas,es una novela de un suspense impecable, inteligente e inquietante" (Donna Seaman, Booklist).
"Posiblemente la mejor novela de Auster, de un virtuosismo y una profundidad notables, que combina sus investigaciones posmodernas sobre la naturaleza de la ficción y la esencia de la identidad con temas eternos, el bien y el mal, la culpa y la redención. Si no es el Crimen y castigo de Paul Auster, al menos debe de ser sus Memorias del subsuelo" (Doc McLeese).

miércoles, 7 de abril de 2010

Eternidad


"Ever guarda un secreto: puede oír los pensamientos de todos los que están a su alrededor, ver su aura y descubrir su pasado con sólo tocarles la piel. Abrumada por la fuerza de este extraño don, vive encerrada en sí misma y sólo tiene dos amigos, los excéntricos Haven y Miles.

Todo cambia, sin embargo, cuando Damen se incorpora a su clase; atractivo y enigmático, despierta rápidamente el interés de todas las chicas del instituto. Ever, como siempre, intenta mantenerse al margen, pero no muy pronto descubre con una mezcla de temos y fascinación que Damen no tiene aura y que altera de forma misteriosa todos sus poderes..."

El trailer del libro aquí

domingo, 4 de abril de 2010

Un dios solitario y otros relatos


Como muchos de sus contemporáneos, Agatha Christie escribió relatos para diversas revistas en los años veinte y treinta, y casi todos ellos acabaron incluidos más tarde en libros recopilatorios. Ahora, 21 años después de la muerte, una labor detectivesca digna de la propia Agatha Chrisitie ha desenterrado siete relatos inéditos, así como las versiones originales de dos relatos de Poirot que la autora amplió después para publicarlos en forma de novela. Este libro, casi una pieza de coleccionista, muestra a la maestra del crimen en su etapa de formación, y sus lectores podrán comprobar una vez más su gran dominio de la caracterización y su habilidad para los desenlaces imprevistos.

sábado, 3 de abril de 2010

Sueño de una noche de verano


Es una comedia romántica escrita por William Shakespeare alrededor de 1595. Está considerata como uno de los grandes clásicos de la literatura teatral muncial. Al parecer fue escrita con motivo de la conmemoración de la boda de Sir Thomas Berkeley y Elizabeth Carey, en febrero de 1596.

Los principales temas de esta obra son los sueños y la realidad, el amor y la magia. Esta comedia relata la historia de dos parejs de enamorados que sufren y disfrutan por causa de su amor y de las argucias de sus enamorados. El trasfondo común se encuentra en las celebraciones de la boda entre el duque Teseo e Hipólita.

Casa de muñecas


Torvaldo Helmer y Nora están casados desde hace ocho años y tienen tres hijos. Tienen una posición acomodada y habitan una vivienda de gran tamaño. Es Navidad y Nora se alegra de no tener que ahorrar más, ya que Torvaldo será ascendido a Director del Banco después de Año Nuevo. Sin embargo, Torvaldo le insiste en que se mantenga cauta, ya que su primer sueldo en la nueva posición no lo recibirá hasta después de un trimestre y en caso de que le suceda algo, no quiere que ella se quede con deudas. Torvaldo trata a Nora como a una muñeca a la que puede dominar, no confía en sus capacidades intelectuales y no la toma en serio.

Durante las vacaciones navideñas llega de visita Christine Linde, una amiga de Nora a la que no veía desde hace muchos años. Christine se había casado hace ocho años con un hombre adinerado, ya que necesitaba el dinero para poder mantener a su madre y a sus hermanos menores. Cuando su esposo murió no heredó nada, por lo que tuvo que salir a trabajar para mantener a sus familiares. Después de un tiempo su madre murió y sus hermanos menores, ahora adultos, eran capaces de mantenerse por sí solos. Ante esto Nora le pregunta si ahora se siente aliviada, pero Christine le responde que lo único que siente es un vacío y que necesita un trabajo nuevo, para poder subsistir. Nora le promete preguntar a su marido si le puede coneguir un puesto en el Banco.

Entonces Nora le cuenta a Christine sobre sus últimos diez años. Su marido, Torvaldo, cambió de trabajo a un puesto mejor pagado después de la boda. Durante el primer año trabajó tanto que los médicos temían por su vida y le recomendaron un viaje de descanso en el sur. Por esta razón, después del nacimiento de su primer hijo, la familia se mudó a Italia. Hasta hoy Torvaldo piensa que el padre de Nora pagó por el viaje. Nora le confiesa a Christine que en realidad solicitóun préstamo al abogado Krogstad y, en vez de pedirle a su padre que hiciese de garante, falsificó su firma.

Krogstad se dio cuenta del engaño en estas navidades. Nora no aparenta sentirse culpable, ya que todo lo hizo solamente por el bien de su marido y su padre, pero el abogado le aclara que las leyes no toman en cuenta las razones del contraventor, Krogstad intenta extorsionar a Nora y le pide que logre que su marido no lo despida (él trabaja también en el Banco). Torvaldo no le hace caso a su esposa, ya que tambien Krogstad había falsificado firmas. Si tan solo no hubiera negado el acto hubiera sido condenado por el acto... En vez de Krogstad, Torvaldo emplea a Christine. Ya que Nora no cumplió su parte del trato, Krogstad le escribe una carta reveladora a Torvaldo.

Krogstad había cortejado a Christina hacía muchos años, pero ella lo había rechazado porque su sueldo no hubiera alcanzado para mantener a su madre y a sus pequeños hermanos. Ahora Christine le declara su amor y con esto hace a Krogtad tan feliz, que decide hacerle a Nora y a Christine un favor y pedirle a Torvaldo la carta sin abrir. Christin no está de acuerdo, ya que en su opinión Nora y Torvaldo no pueden seguir econdiéndose cosas el uno del otro.

Después de Navidad, Torvaldo lee la carta e insulta de mentirosa e hipócrita a Nora, quién había sido durante ocho años toda su alegría y su orgullo. La acusa de haberle arruinado toda su felicidad, de ser una criminal sin moral, religión o sentido de culpa. Sin embargo, logra que Nora no se suicide y decide ocultar todo lo ocurrido: Nora debe quedarse en casa y aparentar hacia afuera como si nada hubiera pasado. Krogstad le entrega a Torvaldo una segunda carta, en la cual disculpa a Nora de todo lo sucedido, también de la deuda. Torvaldo se alegra, quema las cartas, disculpa a su esposa y piensa que ahora todo estará bien. Pero Nora está decepcionada del comportamiento egoísta de su marido y se da cuenta que lo único que le importa es su honor y su carrera y que la ama igual de poco que su padre la amaba. Nora dice que su padre la trataba como una pequeña muñeca, Torvaldo como una muñeca grande y que los tres niños son asimismo sus muñecos. Nora abandona a su marido y a sus hijos al mismo tiempo que analiza la moral y el rol del hombre y la mujer en la sociedad.

domingo, 21 de febrero de 2010

Momo


"Momo es una niña que vive rodeada de amigos y tiene la gran virtud de saber escuchar y comprender a los demás. Ante ella, aun los que se tienen poca estima se descubren como seres valiosos. Pero un día los hombres grises aparecen para convencer a la gente de ahorrar su tiempo con ellos, depositándolo en su banco. Pero, ¿qué harán con el tiempo de los hombres? Momo lo descubrirá con la ayuda del maestro Hora y de la tortuga Casiopea.

Momo es una fábula sobre la locura del ritmo de la vida actual, en la cual la frase "no tengo tiempo" se impone y da lugar a una vida miserable, y a la pérdida del cariño y de las amistades."

jueves, 18 de febrero de 2010

Lo que fuiste


Me siento a escribir lo primero que se me venga en mente y en lo primero en que pienso es en tu recuerdo. Tu linda cara, tus ojos alegres y tu sonrisa llenaron mi vida de felicidad...

Fuiste como un bello amanecer, una tierna ilusión, un fugaz sueño de amor.

Qué poco tiempo tuve para mirar tus ojos, pero lo suficiente para alojarlos en mi mente y en mi corazón. Y es que conocerte a ti y no quererte es como mirar el sol y vivir en la oscuridad.

Sabes??? es difícil comprender que no era el momento o que no eras para mi, pero me consuelan los maravillosos instantes que el tiempo me permitió a tu lado y le doy gracias a Dios por conocerte
y a la vida por darme la oportunidad de amar. Perdona si he querido llenar de ti el vacio de mi corazón, pero desde que te conocí tu has vuelto a encender la llama que habias estado apagada por mucho tiempo.

Hoy quisiera fundir mi alma con la tuya, convertirnos en uno solo y aunque no estés a mi lado nunca mas y a pesar de todo el dolor que siento y de que algún día me amaste... siempre, siempre te recordaré como mi más bella ilusión.

martes, 16 de febrero de 2010

Ghostgirl


""En el mundo yo era sólo una persona más, pero anhelaba ser el mundo para una persona"

Charlotte Usher se siente prácticamente invisible hasta que un día lo es de verdad. Peor aún: está muerta. Y todo por culpa de un osito de goma. Pero la muerte no impide que Charlotte siga con su plan. Todo lo contrario, se vuelve mucho más creativa y hará cualquier cosa por conseguir su objetivo: ser popular para seducir al chico que ama."

Esta novela la bebí, por decirlo de alguna forma. Es una lectura muy fácil de comprender y que te deja con la sed de querer más. Me pareció una historia muy linda, muy conmovedora, pero sobre todo me senti sumamente identificada con ella. Tiene un lenguaje tan parecido al de cualquier joven de nuestra época y es tan linda, tan tierna, que te deja un muy buen sabor de boca... ahora... continuemos con el desafío que voy atrasada!!:P

Edipo Rey


Fue una tragedia griega de Sófocles, de fecha desconocida. Algunos indicios sugieren que pudo ser escrita en los años posteriores a 430 a. C. La tetralogía de la que forma parte tiene fama de haber conseguido solo el segundo puesto en el agon dramático, aun cuando Edipo rey es considerada por muchos la obra maestra de Sófocles, y era admirada especialmente por Aristóteles (en la Poética). Trata de la parte de la historia de Edipo en la que es rey de Tebas y esposo de Yocasta. Cuando se descubre la verdad, que es el asesino de su padre y el esposo de su madre, Yocasta se suicida y Edipo se ciega a sí mismo, pidiendo su destierro a Creonte, hermano de Yocasta.

domingo, 17 de enero de 2010

Ilusiones


"En el espacio aéreo sin nubes, se extiende entre los campos de maíz de Illinois y el azul infito, un hombre deposita su fe en la hélice de su biplano. Para Richard Bach, escritor y piloto, la fe es tan real como un depósito lleno de gasolina y las chispas que saltan de los cilindros... hasta que se encuentra con Donald Shimoda, un antiguo mecánico que se describe como mesías y es capaz de lograr que las penas desaparezcan y que la imagnación remonte el vuelo.

En ilusiones la inolvidable continuación de su fenomenal best-seller Juan Salvador Gaviota, Richard Bach despega para descubrir las verdades atemporales que dan alas a nuestras almas: que la gente no necesita máquinas voladoras para levantar el vuelo, que inclusolas nubes más oscuras tienen un sentido cuando nos levantamos por encima de ellas y que los mesías pueden encontrarse en lugares tan insospechados como un campo de heno, un pueblo perdido en medio de la llanura o, sobre todo, en lo más hondo de nosotros mismos."

Este libro lo termine hace tiempo, y si bien al principio me quede con cara de "wtf!?", al terminarlo me di cuenta de los maravillosos mensajes que te da este libro. Ciertamente es una lectura pesada, más sin embargo, no dudaría 3 segundos antes de volverlo a leer. Es un libro que deja huella en tu vida, quieras o no, en algun momento sacaras algo de él.

jueves, 14 de enero de 2010

La reina sin nombre


"En plena Alta Edad Media, cuando la Península Ibérica se debate entre las invasiones de clanes procedentes del mundo germánico y los restos de la sociedad hispanorromana, una niña huérfana es acogida por los albiones, tribu de origen celta que en el siglo VI habitaba los montes del noroeste de la Península Ibérica, en una zona comprendida entre las actuales comunidades de Asturias y Galicia. Conocida por si pueblo como Jana, la chiquilla aprenderá los secretos de las artes curativas de la mano del druida Enol y participará en los conflictos territoriales del momento. Enamorada de Aster, príncipe de los albiones, deberá elegir entre su amor y su deber.

La historia de Jana nos introducirá de modo gradual en el esplendor del reino godo del Toledo en época del monarca Atanagildo y su misterioso origen nos desvelará la vida de la corte merovingia durante el reinado de Clodoveo."

Bueno, pues terminado este libro puedo decir que es una historia fascinante. Al comenzar te deja un poco aturdida, pero terminandolo comienzas a descubrir que es una historia realmente buena. María combina en esta historia la realidad con la ficción y esto la hace aún más llamativa.

Espero que algún día puedan tener la oportunidad de tener este libro entre sus manos y terminarlo con el suspiro clásico de "Ahhh, esta si que fue una buena historia".

Graceling


"Hay gente en estas tierras que tiene poderes extraordinarios a los que llamamos gracias. Una gracia puede tener un valor infinito o puede ser totalmente inútil. Una gracia puede hacer que alguien sea veloz como el viento, o que sea capaz de predecir el tiempo, mientras que otras sólo harán que hables al revés o te subas a los árboles. Mi nombre es Katsa. Soy un instrumento que mi Rey utiliza para castigar a sus enemigos. Mi gracia es matar."

El trailer del libro

Opinión personal del libro:
Es un libro totalmente fascinante, te atrapa desde la primera página. Excelente narradora, que te hace sentir cada momento como si estuvieras dentro de la historia. Uno de los pocos libros que te hacen ser personaje de la historia, como testigo omnisciente de cada sentimiento, cada descubrimiento, cada actitud.

Lo volvería a leer 10,000 veces, y esque es una historia 100% cautivadora. Ahora, solo espero que salga "Fire" en español =D---

lunes, 11 de enero de 2010

Valdín

Bueno, una novela escrita por mi ^^ espero les guste :) (aún pienso alargarla mucho más, ya que eso es solo la base ^^)

-¿Escuchas su llanto de cristal, resonar en las estancias de aquella vieja casa del árbol?- el espejo reflejaba su rostro misterioso a la luz de aquel otoño; la debilidad se lograba asomar por sus ojos de mar, en forma de gotas cristalinas que rompían en destellos de mil colores al caer- “Si tan sólo pudiera evitar su sufrimiento”- pensaba Valdín al ver cómo el reflejo se convertía en nada, cuando de pronto, aquella silueta de proporciones perfectas, descendía de la escalera de madera.

Valdín observaba fijamente casi sin respirar. –Podría jurar que es uno de nosotros- pensaba, mientras ella echaba un vistazo a su alrededor con sus ojos cafés inundados en lágrimas y esbozando apenas una triste sonrisa, recordando los viejos tiempos.

-Cómo te extraño Valdín- susurró al viento, como si supiese que él estaba ahí.

Su cabello rizado y largo, era del color del fuego, sus mejillas ruborizadas y con aquellas lindas pecas que lo habían cautivado, la hacían parecer hermosa aún cuando lloraba. Tantas palabras juradas por aquellos hermosos labios color cereza, todas se revelaban en su mente, haciendo que se las llevase el viento.

Ella dio la vuelta para no volver jamás.

Las hojas en el suelo, derribadas por el viento frío, se hundían ante los pies de aquel ser invisible que caminaba vacilante ante la tristeza infundida por la mujer que él creía, estaría a su lado el resto de sus días.

-Difícil historia nos toco vivir Nai- dijo en susurro mientras alzaba el vuelo. Ella volteó, sonrió entre lágrimas y supo que era él.


Todo comenzó en un invierno, luces de colores y pinos que inundaban con aroma a Navidad toda la estancia. Pronto vendría Santa Claus, y Naiara tendría la caja de música que tanto había deseado.

-¿Por qué no puedo verlo?- preguntaba inocente, mientras su madre la arropaba para dormir.

-Porque si lo ves, no te traerá más regalos Nai- dijo con voz cansada y dulce, pero con una sonrisa. Su madre siempre sonreía, decía que con una sonrisa se resolvía cualquier problema y se lograba cualquier objetivo, y por tanto lo volvió un hábito, el cual Naiara aprendió de ella.

-De acuerdo mami- dijo ella cerrando los ojos y permitiéndose caer en un profundo sueño.

A la mañana siguiente, Naiara abrió los ojos y se percató de que era el gran día, así que bajó corriendo las escaleras que descendían hacia el pino adornado, que mostraba luces multicolores destellando en la estancia, aún iluminando la oscuridad abrasadora que se disolvía por el brillante sol del amanecer, mostrando en el cielo una gama de colores tornasol.

Frente a ella estaba aquel paquete envuelto en papel moteado. Naiara corrió hacia el árbol y arrancó la envoltura de un solo impulso. Allí estaba, aquella caja de música que tanto había deseado, era una realidad. Ciertamente Naiara era una niña, y hasta a sus padres les había extrañado aquella mañana cuando se plantó en medio de la sala, con su muñeca en un brazo y dijo:

-Quiero una caja de música para Navidad-.

-¿Sólo eso?- preguntaron sus padres incrédulos.

-Sí, sólo eso- respondió con una sonrisa embelesadora, dio media vuelta y fue nuevamente a su habitación.

Si bien ahora tenía su caja de música, debía aprovecharla al máximo, ella recordaba que sus padres habían intentado varias veces persuadirla de que pidiera otra cosa, pero ella quería su caja de música.

La abrió y una melodía encantadora se extendió por la estancia, abrigando con brazos invisibles a la indefensa niña de cabellera de fuego. Naiara escuchó atenta, hasta que terminó la melodía y se volvió a repetir.

-Tal vez, esto me deje verlo- dijo con una sonrisa a sus padres, quienes la observaban en el marco de la puerta, abriendo sus regalos.

-¿A quién Nai?- preguntó su padre al cabo de unos segundos, arrugando la frente en señal de sorpresa.

-¡Al ángel papi!- dijo sonriendo mientras escuchaba la melodía resonar.

-Nai, bella, los ángeles no se pueden ver- dijo él, comprensivo, acercándose a ella, que ponía cara de curiosidad. Su padre la sentó en sus piernas y dando un suspiro continuó. –Hija, los ángeles son maravillosos y son buenos, pero desgraciadamente no los podemos ver. Ellos son como el aire, en realidad existen, pero son invisibles-.

-Pero…- replicó ella, cerrando la caja.

-Pero nada Nai, no se pueden ver. Ahora ve a tu habitación a cambiarte, que te tengo una sorpresa- dijo su padre, en tono firme, bajándola y haciéndola caminar con la caja entre sus pequeñas manos.

La mañana era radiante y había un aire fresco que lo hacía un día espectacular. La nieve cubría las praderas y colinas. Su padre la guió por el bosque que rodeaba la casa.

-Papi, ya me canse… ¿Falta mucho?- preguntó la pequeña mientras cuidaba sus zapatos nuevos para no mojarlos de más y llevaba su caja de música en la mano contraria con la que tomaba la de su padre.

-No pequeña, falta poco- de pronto, comenzó a verse un tronco más grueso de lo normal, con aquella protuberancia simétrica, de proporciones inigualables. Naiara sonrió y miró sorprendida.

-Papi, ¿es esa una casa del árbol?- preguntó la niña con sonrisa incrédula.

-Así es, mi querida Naiara-.

-¿Podemos verla?-.

-Es tuya-.

Naiara quedó atónita ante la respuesta de su padre y corrió hacia la casa y subió las escaleras, cuidando de no soltar su caja de música.

-¡Es sensacional papi!- dijo la pequeña cuando estuvo adentro. El ambiente era cálido sobremanera y había unas hermosas ventanas, que parecían escrupulosamente talladas a perfección. Olía a caoba y a flores frescas. En la pared del fondo, había una ventana, que dejaba ver hermosos paisajes a lo lejos y en esa ventana había una mesa, donde la pequeña dejó la caja de música cuidadosamente. Al lado de la mesa había un ropero, una cama y en el centro una alfombra multicolor. – ¡Es como una casa de verdad!- exclamó finalmente la pequeña, y corrió a abrazar a su padre -¡Gracias papi!-.

-Me alegra que te haya gustado- dijo su padre contento –Ahora, sólo falta traer un poco de alimento, por si te da hambre mientras juegas. En seguida lo traigo, tú espérame aquí- concluyó él mientras le daba un beso en la mejilla a la pequeña.
La silueta del hombre, fue alejándose poco a poco, hasta convertirse en un punto en el horizonte.

Naiara saludaba desde la casa, con la mano, y cuando hubo perdido de vista a su padre, se introdujo a aquel acogedor lugar y se sentó delante de su caja de música, la cual abrió, haciendo que aquella linda tonada alegrara e iluminara aquel lugar, más de lo que ya lo hacía.

De pronto, el cielo comenzó a oscurecer y un viento estremecedor entró a la cálida cabaña. Nai se paró de un solo respingo y comenzó a analizar meticulosamente su alrededor. Una sombra que se iluminaba a lapsos perdidos de tiempo, cuan luz titilante de una vela en pleno viento, se encontraba frente a ella. Nai, abrió grandes los ojos y todo su interior se llenó de miedo, todo comenzó a hacerse oscuro y no se escuchaba más que el tenebroso silbido del viento que azotaba contra la noble madera, haciéndola rechinar.

Nai tomó valor, y caminó hacia aquella sombra, que ahora tomaba una forma humana, iluminándose cada vez más, al tiempo que la niña se acercaba a ella. Pronto estuvo a punto de tocarla, las emociones se desbordaban por la mente de la niña, sonreía, pero tenía miedo.

De pronto, tres golpes desesperados en la puerta se escucharon, Nai cerró la caja de música y la sombra se desvaneció por completo, haciendo que todo se iluminase de nuevo.

-¡Naiara! ¿Estás bien, hija?- preguntó su padre preocupado, mientras irrumpía en la casa del árbol a toda velocidad y la abrazaba.

-¿Qué pasó papi? ¿Qué fue eso?-preguntó Nai con la cara pálida y llena de terror, aquel rostro angelical parecía tornarse débil y lánguido aún cuando todo parecía como antes.

-No lo sé, preciosa, de repente caminaba hacia la casa para ir por comida y comenzaste a gritar. ¿Está todo bien Nai?- preguntó nuevamente su padre, preocupado.

-Sí, papi. Es solo que… vi una araña-.

-Entiendo… Creo que lo mejor es que volvamos a casa-.

Esa fue la primera vez que lo vio. Valdín la seguía siempre, miraba sus juegos infantiles y sus miradas de café. Aquella niña, era su mayor tesoro.


-¡Valdín!-.

El chico bajó la cabeza, y la mirada también.

-¿Me quieres explicar qué sucedió allá abajo?-.

-No fue nada, jefe-.

-¡No fue nada, no fue nada! ¿Sabes cuántas veces me han dicho lo mismo?-.

-No, jefe.

-¡Nunca! ¿Qué fue lo que sucedió allá abajo?- el chico bajó nuevamente la mirada.

-Fue la música-.

-¿Qué?-.

-La música, jefe. Eso es lo que me hizo aparecer, no sé si supo lo que soy, pero sé que no volverá a pasar, se lo prometo-.

-Promesas… Esta es tu primera y última oportunidad Valdín, no quiero que esto se vuelva a repetir ¡Jamás! ¿Me entendiste?-.

-Sí, jefe-.

Pero esto, jamás sucedió así.

La pequeña continuó con la duda de qué es lo que había sucedido desde entonces, y ella sabía que había sido la caja de música, la cual no había vuelto a abrir jamás.

Pasó su infancia, jugando en aquella casa del árbol, soñando despierta, con el día en que su príncipe azul llegase. Y creció, creció hasta convertirse en una señorita de 17 años, pronto sería tiempo de ir a la Universidad y ella aún ocupaba su casa del árbol.

Ciertamente, ahí era el único lugar en todo el mundo que Naiara amaba más que nada. Había pasado año tras año visitando la pequeña cabaña, que ahora le parecía un espacio reducido, más sin embargo, le parecía el mejor del mundo. De vez en cuando dormía la siesta ahí, tras escribir horas y horas en su viejo escritorio.

Pronto, llegó el día de su cumpleaños.

-No es nada especial mamá- comentaba ella, mientras su madre preparaba un pastel para celebrar.

-¿Cómo que no, Nai? ¡Pero si es tu cumpleaños! Además, ya eres toda una señorita- replicó ella sacándose los guantes que había ocupado para sacar el pastel del horno.

-No me gusta cumplir años- confesó ella, tras una pausa.

-¿Por qué no? Deberías disfrutarlo, tu padre ya fue por el venado- dijo su madre sentándose a su lado.

-Porque aún no estoy preparada para crecer- dijo ella, fijando su mirada en sus delicadas manos.

-Entiendo… Nai, tan sólo tienes 18, no te amargues la vi…-.

-¡Lidia! ¡Lidia!- interrumpió el joven vecino, quién parecía agitado.

Era un chico alto y rubio, tenía una mirada penetrante color verde aceituna y una sonrisa viril que cautivaba a cualquiera. Había llegado de Rusia hace cinco años, a la casa vecina y desde entonces era amigo de Naiara. Su nombre era Alexander.

-¿Qué pasa Alex? ¿Por qué vienes tan agitado? ¿Y… qué es esa mancha de sangre que traes en la camisa?- pregunto Lidia, la madre de Naiara, mientras se acercaba al chico.

-Es… es… es Vladimir-.

-¿Qué ha pasado?- preguntó ella asustada.

El chico bajo la mirada y se quitó la gorra que llevaba.

-Yo… lo siento- dijo finalmente abrazando a Lidia, quién rompía en llanto y Nai supo que ahí terminaban sus sueños. Ambos cruzaron sus miradas y Nai, derramando lágrimas involuntarias, subió a su habitación sin mediar palabra.

Aquella misma tarde prepararon todo. Había una funeraria cerca del pueblo y Alexander, junto con su padre, hicieron los trámites correspondientes.

-Cuánto lo lamento, Lidia- dijo Olivia, la madre de Alexander, quién se quedó con ella, mientras su hijo y su esposo estaban fuera, encargándose de todo.

-Jamás pensé que esto sucedería así. No debí de haberlo dejado ir-.

-Fue un accidente, no te culpes-.

-Es el destino, sólo eso. Lo que más lamento, es que Nai jamás lo olvidará-.

-No fue un buen día-.

-No, no lo fue-.

-Hablando de Nai, ¿dónde está?-.

-Debe de estar en su habitación. Creo que lo mejor, es dejarla sola hasta mañana-.

-Tienes razón-.

Arriba, estaba Nai. Las lágrimas salían de sus ojos a cantidades irrevocables, el dolor tachoneaba su alma y Valdín lo observaba todo. La chica tomó un bolso, puso ropa para algunos días, galletas, agua, jugo y salió por la ventana de su habitación como una fugitiva.

-¿Crees que esto merece la pena escapar?- escuchó Nai al pisar tierra.

-No estoy escapando, bobo. Sólo déjame en paz. Si mi madre pregunta, dile que estoy en la casa del árbol y que no quiero que me molesten. Aún así, deje una nota en mi habitación- dijo ella en tono seco, como si toda emoción se le hubiese escapado.

-Está bien, yo le digo. Lo siento, de verdad, Nai-.

-Déjalo Alex, ya pasó- dijo retomando el paso hacia su destino.

-¿Nai?- dijo Alex deteniéndola del brazo.

-Sí, dime-.

-Te quiero, bola de fuego-.

-Y yo a ti, aceituna- dijo ella, dándole un beso en los labios y despidiéndose.

-¿Cuándo se los diremos?- preguntó él bajando la mirada.

-Cuando regrese- dijo ella, con una sonrisa desanimada.

Nai retomó su destino, y Alex la miró triste, mientras veía al amor de su vida alejarse tan fácilmente de él. Ojala hubiese sabido que sería para siempre y no la hubiera dejado ir.

Caminó por el bosque, con una linterna en la mano y cuidando que nadie la viera. Cuando llegó a la cabaña subió las escaleras a toda prisa, botó sus cosas en el suelo y se acobijó bajo las mantas de su cama, recordando el primer día en que su padre la había llevado a aquel lugar. Las lágrimas fluyeron en un desesperado ruego, por ser consolada y se quedó dormida, sola, llorando.

A la mañana siguiente Nai despertó y fue al lago que se veía desde la ventana de la casa del árbol. Era un lindo otoño, aunque para ella, todo ahora perdiese la gracia. Se quitó la ropa, y se metió a nadar por un rato, para despejar la mente. Pronto, comenzó a sentir hambre, así que regresó nuevamente a la pequeña cabaña y comenzó a comer, mirando la mañana resplandecer.

Cuando hubo terminado, Naiara fue de nuevo a la cama y se cubrió con las mantas, dejando fluir de nuevo el llanto, aquella marca, jamás sanaría, o al menos, eso creía. Se durmió nuevamente, y cuando despertó miró hacia su viejo escritorio. Ahí estaba, su caja de música. Aquella que con tanto anhelo había deseado, aquella que le daba tanto temor.

-Quizás, solo quizás debería abrirla- se dijo a sí misma, pensando en que si algo volvía a pasar, su padre ya no estaría para salvarla.

Naiara salió de entre las mantas y se dirigió hacia su vieja mesa, tomó la caja de música y entonces la observó con detenimiento. Era una pieza hermosa, era de color crema y tenía flores cafés y rosas dibujadas con gran detalle. Era completamente perfecta y en medio, tenía un broche; ese broche era un corazón.

El miedo azoró sus pensamientos, tomó valentía de donde pudo y sentada en la cama, abrió la caja.

De pronto, la música comenzó a surgir como viento emanando de un risco sin salida. La única forma de salir de aquello, era enfrentándolo. El cielo se nublo de nuevo, todo se volvió oscuro y aquella silueta humana, comenzó a formarse. La madera incoó a rechinar, con crujidos ensordecedores que agitaban los latidos de Nai. La sombra parpadeaba con destellos de luz titilantes y tomaba forma de manera extravagante. Nai se arrinconó en la esquina de su cama y recogió sus piernas con temor de todo. La música sonaba y se grababa en su memoria, cuan polvo palpitante de estrella fugaz. Todo estaba escrito y su rostro comenzaba a aparecer.

La luz irradiaba alrededor de aquel ser, comenzaban a vislumbrarse las primeras señales de vida. Su pecho se agitaba a cada respiro, sus ojos de mar la miraban suplicante, esperando que se desvaneciera aquella melodía peligrosa; cada rayo de luz se desvanecía con el miedo de Nai, pero pronto esto dejo de ser así. Fue como un déjà vu el sentir esa paz interior, palpitar en su corazón, aún cuando el temor la hacía presa; Nai dejo la caja en la cama, soltando sus melódicas notas, y se fue acercando a aquella forma humana y ésta destellando cada vez más.

Ambos se miraron, y ella supo que nada sería igual. Se acercó hasta quedar frente a él, observando su angelical mirada que la inundaba de curiosidad. Lo miró con ternura y con una sonrisa, acarició su rostro. De pronto, todo volvió a la normalidad, solo que ahora, él estaba ahí.

Naiara dio un respingo y retrocedió unos pasos al ver la hermosura de aquel rostro. Era simplemente perfecto.
-¿¡Pero qué hiciste!?- preguntó Valdín enfurecido.

-Yo… sólo… ¿quién eres?-.

-Naiara… ¡haz cometido el peor de los errores! ¿No te das cuenta de ello?- dijo él dando media vuelta y dejando sus alas a la vista, hecho que provocó la sorpresa de Naiara.

-Son… tú… eres…- dijo, recordando aquel momento en el que su padre le dijo que los ángeles eran como el aire. Él le había mentido. No, el no mintió, sólo no lo sabía.

-Adelante, dilo- dijo él con tono de fastidio.

-¿Por qué demonios estás tan enojado? ¡No te he hecho nada!- .

-¿Nada? ¿¡Esto es nada!?- dio una pausa y se recargó en la pared, dándole un golpe de coraje-¿Sabes todos los problemas que “nada” me traerá?- preguntó mirándola a los ojos.

-¿Problemas? ¡Pero si sólo eres un ángel!- .

-Y los ángeles no se deben ver. Pero olvídalo, a ti ¿qué más te da?- dijo enojado sentándose a su lado en la cama. Naiara miró sus manos y tomó una de ellas.

-No sé quién eres, ni cómo hice que la caja te trajera hasta a mí, pero conmigo, tu secreto está a salvo. Te lo prometo- dijo buscando su mirada, en un desesperado anhelo de perdón. El chico bajó la mirada y miró sus manos entrelazadas.

-Pensé que esta sensación sería diferente- suspiró y luego la miró a los ojos-Confío en ti y en que éste será nuestro secreto- dijo finalmente, sonriéndole.

-Mi nombre es Naiara-.

-Lo sé, he estado toda tu vida contigo- dijo con una sonrisa-Mi nombre, es Valdín y yo soy tu ángel guardián-.

El tiempo transcurrió, ligero como agua fría en el atardecer de un manantial. Aquella tarde, Naiara olvidaba el dolor de su corazón, el cual se difuminaba con la compañía de aquel ser extraordinario. Caminaron por el bosque, recordando momentos que ambos sabían que existían. Él lo sabía todo de Naiara y ella descubría que era el único motivo por el que él vivía.

-¿Por qué cuando cerré la caja de música no desapareciste?-.

-Porque simplemente quise quedarme-.

Naiara sonrió mientras caminaba, pateando los guijarros del camino. El atardecer se aproximó, junto con la hora de volver.

-Siempre estoy contigo, eso recuérdalo- dijo él acariciándole el rostro.

-De acuerdo- dijo Naiara sonriente, mientras observaba como se desvanecía entre los rayos del sol que iluminaban el interior de la casa del árbol.

El tiempo fue pasando y cada tarde, Naiara acudía a su cita en la pequeña cabaña. Las horas pasaban corriendo, y ella se enamoraba de Valdín sin darse cuenta; por otro lado, estaba Alex, quién al volver solo lo miró y paso de largo.

-¿Qué pasa?- preguntó él después de un tiempo.

-Esto, no está funcionando Alexander. Déjalo como está ahora, a menos que quieras lamentarte el resto de tus días- respondió ella con frialdad.

-¿Por qué actúas de esa manera? Eres otra desde aquel día, en verdad no te…-.

-Deja de decir “aquel día”, ¡murió mi padre, genio! Eso es lo que pasó. Si te gusta o no, eso dejó de importarme hace tiempo- dijo ella interrumpiendo al chico en tono desafiante –Ahora ¡quítate! ¿no te das cuenta que interrumpes mi camino?

-------------------------------------

-¿¡Es qué a caso no te das cuenta del error que acabas de cometer!?-.

-Jefe, no quiero ser irrespetuoso, pero sinceramente, no encuentro el error de que ella me vea- replicó Valdín con justos motivos, ya que realmente, no lo entendía.

-Valdín, siéntate hijo- dijo aquel ser supremo con poderosas alas y sabiduría resplandeciente. Valdín tomó asiento y entonces miró con valentía aquellos ojos grises, que parecían opacados por el paso de los siglos.-Hay una simple razón por la que la dulce Naiara no puede verte…-.

-¿Ah, sí? ¿Y cuál es? Porque hasta el momento no me ha quedado claro- interrumpió el chico desesperado.

-Hace muchos años, cuando los primeros de nuestro mundo, comenzaron a poblarlo, nos dimos cuenta de que los mortales, solo podrían entrar a nuestro mundo, el día en que pudieran vernos. Nosotros les brindamos protección durante toda su vida, nos enamoramos de nuestro protegido y lo amamos como a nadie en cualquier vida. Es la única persona que nos está destinada a estar con nosotros, hasta llegar a este mundo divino- aquel ser supremo tomó un poco de aliento y continuó-Valdín, sé lo mucho que amas a Naiara, sé que lo significa todo para ti, pero sabes que ha llegado el momento-.

-¿El momento de qué?- preguntó confundido Valdín.

El hombre lo miró a los ojos y asintió con la cabeza:

-Hazlo- ordenó

La mañana era pura y límpida. Naiara ponía un poco de aceite en sus labios y avanzaba a paso sigiloso por la casa. Hacía apenas un año que había conocido a Valdín.

Aquel día, decidió dejar su cabello suelto, cayendo por su espalda y desprendiendo un aroma etéreo a flores frescas. Llevaba una cinta color rosa, que hacía juego con el vestido que había decidido usar para aquella fecha especial.

Pasaron las horas, mientras ella anhelaba el encuentro. De pronto, Alex entró a la casa y la miró tan hermosa, tan natural.

-Hoy te ves…-

-No empieces aceituna-

-Hace mucho que no me llamabas así-

-De acuerdo, será la última vez que lo haga- dijo ella finalmente con una sonrisa divertida, en tono de broma, mientras salía de su casa rumbo al punto de encuentro.

Pronto hubo llegado a la casa del árbol y cuando estuvo dentro, abrió la caja de música. Esperó un poco, pero no apareció nada.

-Tal vez, es una broma- dijo sonriente la chica mientras jugaba con uno de sus rizos de fuego –Valdín, es suficiente, puedes salir- dijo ella, abriendo nuevamente la caja de música; pero no tenía sentido. Nada pasaba.

La desesperación y la intriga tomaron presa a Naiara, quién comenzaba a sentir un nudo en la garganta.

Espero dos horas, pero todo fue en vano. Entonces, comenzó a llorar.

-¿Escuchas su llanto de cristal, resonar en las estancias de aquella vieja casa del árbol?- preguntó el ser supremo, mientras Valdín se miraba al espejo –Ahora, desaparece- Valdín obedeció y dejó que la invisibilidad de su existencia se revelara “Si tan sólo pudiera evitar su sufrimiento” pensaba el chico, mientras aquel ser supremo lo dejaba a la deriva de la voluntad
Nai bajó las escaleras con cuidado. Sentía que aquellas horas habían sido como años, en los que no lo hubiera podido ver, y con la esperanza tardía de un reencuentro susurró al viento.

-Cómo te extraño Valdín-

-Difícil historia nos tocó vivir Nai- dijo él mientras alzaba el vuelo, siguiendo el plan.

Ella supo que era él. Valdín estaba ahí. Corrió tras el rugir de sus alas al batir, con una falsa esperanza de que todo volviera a ser como antes. Corrió sin perjuicios a la deriva, hasta llegar a su propio hogar.

-¡Nai!- dijo Alex mientras se acercaba a ella -¿Qué tienes? Estás pálida-

Ella no respondió. Sólo tenía ojos para Valdín.

-¿Qué miras? ¿Nai, hija?- preguntó su madre, tratando de buscar la dirección de su mirada, pero no hubo respuesta.
Valdín descendió lentamente, hasta ocultar sus alas y quedar frente a ella. Naiara sonrió y se sumergió en su mirada azul.

-Te amo- fue lo último que escucho, antes de sentir sus labios encontrarse con los de él y sumergirse en aquel mar de emociones que la llevarían al mundo de aquel ser supremo.

-Mi mundo Nai-.

Esta publicación se difunde bajo la tutela de la GPL, la cual puede encontrarse en http://www.gnu.org/licenses/licenses.es.html